Tratamientos Para Curar El Flemón Dental

Flemón Dental

El flemón dental es de los problemas dentales más comunes y más dolorosos. También se le conoce como absceso dental, pues ocurre cuando existe un depósito de pus en la raíz del diente, producido por una infección bacteriana que atacó a la pieza dental, subió hasta la pulpa y termina por alojarse en la raíz.

Las causas que derivan en el flemón dental puede ser una caries profunda mal curada, un traumatismo que afecte el tejido interno del diente, o una infección en las partes blandas del diente que no fue tratada, como la periodontitis.

Por lo anterior, podemos concluir que el flemón se puede evitar de dos formas: teniendo una excelente higiene bucal y visitando a tu odontólogo de forma periódica, para que pueda tratar y sanar cualquier carie, trauma o infección a tiempo, y no correr el riesgo de que avance a tal punto que se desarrolle un flemón.

Después de todo, al final no tendrás otra opción que visitar al dentista, pues sólo él podrá aliviar el dolor e inflamación que produce esta patología, pero con las visitas preventivas, no será necesario llegar a este extremo.

Acude a tu dentista en cuánto presentes cualquier dolor, la detección temprana de un flemón evitará consecuencias más graves como la pérdida de la pieza dental afectada

Métodos Para Tratar El Flemón Dental

Al acudir al odontólogo, en la primera consulta este determinará el tipo de flemón valiéndose de un examen físico y algunas radiografías. Después de analizado el caso, el especialista puede considerar drenar el flemón durante la consulta, haciendo uso de una sonda o incisión.

Luego, indicará el uso de antiinflamatorios para atacar la inflamación y dolor, y el uso de antibióticos para sanar la infección. En algunos casos, siguiendo lo indicado por el médico, el flemón drenará sin la necesidad de que el médico lo force.

Al ser el flemón muchas veces causado por otra patología, va a ser necesaria una segunda consulta y tratamientos para atacar el problema principal, el que originó el flemón, para así evitar la posibilidad de que repita.

Para tratar la causa original es necesario que la infección ya haya cedido

Si la causa que produjo el flemón dental es una periodontitis, tu odontólogo se encargará de hacer una endodoncia. En otros casos, tu odontólogo puede optar por un tratamiento de conducto, pero si el flemón afectó una pieza dental que ya contaba con un tratamiento de conducto, o el absceso hizo que el diente se aflojara, no quedará más remedio que la extracción de la pieza dental.

Medidas Para Controlar Un Flemón Dental En Casa

Si bien la recomendación principal será visitar a tu odontólogo, es probable que la inflamación y dolor inminente no te permitan acudir al médico a brevedad, teniendo que esperar a la cita. En estos casos puedes seguir una serie de recomendaciones para lidiar con el flemón mientras llega el momento de que tu médico te atienda.

Lo primero será atacar el dolor con calmantes sin prescripción, como el ibuprofeno y el paracetamol. Por otro lado, también puedes evitar que la infección se propague, manteniéndola a raya mientras tu médico te indica los antibióticos necesarios para atacarla.

Para evitar que la infección se extienda es importante que no uses un cepillo dental de cerdas duras ni hilo dental en la zona afectada, de esta forma evitarás el drenaje involuntario del pus y que corra el riesgo de infectar otras piezas dentales. Por la misma razón se recomienda una dieta blanda.

Además, también puedes hacer gárgaras con agua fresca y sal, lo cual también te ayudará a bajar la inflamación y por ende el dolor.

Estas medidas ayudarán a que sobrelleves el flemón sin poner en riesgo otras piezas dentales, y conteniendo el dolor mientras puedes acudir a tu dentista, siendo él el único especialista con todo el conocimiento y recursos para atacar el problema de raíz.